Ric Flair espera impresionar a muchos en su lucha final

Ric Flair competirá esta noche en su última lucha cuando haga pareja con Andrade El Idolo para enfrentarse a Jay Lethal y Jeff Jarrett.

Mientras hablaba con TMZ Sports, Flair insinuó que sangrará en la pelea en algún momento.


“Sé que la gente piensa que todo lo que tengo que hacer es entrar al ring y caminar y decir ‘wooo’ y hacer esto [se lleva la mano a la frente]. Tengo que darles mucho más que eso para satisfacerme y que ustedes digan el lunes: ‘Mi#rda. ¿Qué demonios acaba de pasar? ¿Cómo puede ese tipo tener 73 años? Ese es mi objetivo en este momento.”

“El lunes por la mañana para que ustedes digan, ‘Qué mi#rda. ¿Cómo logró eso?’ Hermano, tendré una [una cuchilla] atada a mi dedo de una milla de largo. [Hace el gesto de cortarse]. Cuando todo lo demás falla [risas]. Me quitaré mucha presión en el momento en que llegue a eso. Durante años no pude trabajar sin él”.

Flair también declaró que no tiene preocupaciones sobre su salud a pesar de tener un marcapasos en el pecho. También señaló que ha estado bebiendo de nuevo antes de la pelea:


“No le he preguntado a nadie desde que empecé a entrenar. Nadie me ha dicho que no. Aparte de recibir tratamiento para los plantares, no he vuelto al médico del corazón. Me siento genial. Mi corazón, a mi edad con el marcapasos, se supone que nunca debes llevar tu frecuencia cardíaca 50 puntos por encima de tu edad. Nunca debo subirlo a 130. Ayer, andando en bicicleta, llegué a 193. Si hay algo tapado, todavía no me ha dado marcha atrás. [risas].”

“Lo he tenido hasta 203. He estado haciendo 500 sentadillas libres y cosas así, como solía hacerlo. 500 en 12 minutos. Creen que estoy contando desde 490. Haré 500 nuevamente mañana, me tomaré un día libre, 500 el viernes, y probablemente montaré en bicicleta el sábado y el domingo y lo disfrutaré. Te garantizo que beberé todas las noches. No me va bien cuando no bebo por la noche. Soy como Lawrence Taylor,” dijo.