WWE mató la experiencia familiar anoche en San Juan

Ya pasado casi 24 horas después del show de la WWE en Puerto Rico, les confieso que sigo muy molesto con uno de los sucesos ocurridos dentro del espectáculo.


Hubo un segmento entre Rey Mysterio, DJ Luian y Baron Corbin en el que no voy a entrar en los detalles, pero los que estaban presentes vieron a Mysterio decirle a Corbin la palabra “m@m@b!cho”, y luego invitó a la fanaticada a corearlo. Luian luego le repitió el insulto a Corbin.

Dentro del coliseo habían miles de niños y ese no era el lugar para utilizar ese tipo de improperio. Llevé a mi hijo junto a un sobrino y pasar por esto fue una situación muy embarazosa. Una familia frente a nosotros mostrando molestia le comenzó a tapar los oídos a sus hijos mientras eso pasaba, y esos no fueron los únicos casos similares que sé que sucedieron anoche.

Esta es la misma WWE que se pinta como ‘family fiendly’, pero parece que no aplica en Puerto Rico, porque dudo mucho que la WWE tenga las agallas de permitir que un talento le diga “cocksucker” a otro en un show en los Estados Unidos.

Sigue a PRWrestling en Facebook

Yo no tengo problema alguno con malas palabras o cualquier gesto en un show de lucha libre de otras empresas donde se entiende que es parte de su “DNA” y por eso NO llevo niños. Pero WWE lleva años limpiando su imagen eliminando malas palabras, la sangre y sexualidad para supuestamente atraer a las familias, y hacen esta moronidad.

Responsabilizo a la WWE por lo ocurrido, y también a Mysterio porque siendo una estrella latina que irónicamente apela a los niños debió saber mejor. También Luian, sea musico o no, debió haber tenido un mejor juicio, en mi opinión.


PD: Y fijense que ni le dedico tiempo a la cogía de pendango que nos dieron con los talentos ANUNCIADOS que no llegaron. Bottom line es que WWE y Move Concerts anunciaron las luchas sólo UNA SEMANA ANTES. Así que no había excusas para no hacer los ajustes, pero nada, “talento sujeto a cambios”, ¿verdad?

PRwrestling no se solidariza necesariamente con los comentarios expresados en esta columna.

Leave a Reply